Ecología y turismo itinerante

Ecología y viajar en furgoneta

El medio ambiente es sin duda alguna algo que nos afecta a todos. A veces, como usuarios de autocaravanas, hemos pensado que no era precisamente una forma de protegerlo. Esto nos provocaba una cierta inquietud: realmente viajar en furgoneta o autocaravana ¿es ecológico?

La mayoría de los que viajamos en autocaravana valoramos muchísimo los espacios naturales. Siempre tratamos de ser lo más respetuosos posible cuando viajamos. Deseamos espacios naturales bien conservados. Sin embargo, el tamaño de las autocaravanas invita a pensar que contaminamos más que otras formas de viajar. Esto puede llegar a ser una contradicción.

La autocaravana y la contaminación

Un reciente estudio alemán matiza la idea de que los turistas itinerantes contaminen más que el resto. De hecho le da la vuelta y nos viene a decir que realmente la autocaravana es una forma mucho más ecológica de disfrutar nuestras vacaciones.

“Viajar en AC contamina un 200% menos que la fórmula Avión+Hotel”

Suscríbete a Furgosfera

Las emisiones se reducen en un valor aproximado del 33% respecto a otras formes de viajar. La diferencia es de hasta un 200% menos de emisiones en el caso de la fórmula avión + hotel. Realmente sorprendente.

Los viajeros de AC economizan más recursos

El estudio no tiene en cuenta solamente el consumo durante el trayecto. En la autocaravana, a diferencia de un hotel, se consumen muchos menos recursos (agua, electricidad, gas). Aquí es donde radica la gran diferencia.

El autocaravanista puede tener las mismas comodidades, pero consumiendo de forma mucho más racional. La mayoría de áreas de autocaravanas cuentan con instalaciones que facilitan a los usuarios viajar respetando el medio ambiente.

Autocaravanas e impacto visual

También existen otras consideraciones que este estudio no aborda. Continuando con el ejemplo del hotel, este permanece en el mismo lugar durante muchos años. El entorno se ve afectado por su presencia. Contaminación visual le llaman ahora.

“Cuando una autocaravana se marcha, la hierba sigue creciendo”

Quizás la autocaravana también puede provocar este efecto, pero una vez que se ha ido del lugar, la hierba aún permanece. No hay cemento y este lugar lo puede seguir disfrutando el que viene detrás. Y el siguiente y el siguiente… Y así todas las futuras generaciones, preservando el encanto natural del lugar que lo hace único y atractivo.

Este es el mejor legado que podemos dejar a nuestros descendientes. Tal vez viajar en autocaravana es mucho más respetuoso con el entorno de lo que nos imaginábamos.